Me duele España (IV)

Al alzar la vista se topó con los ojos del criminal. Un escalofrío recorrió su espalda. Por un instante se sintió paralizado, pero no había tiempo que perder. Acabó de ajustarse el nudo de la corbata, se retiró del espejo y se fue a besar niños y a abrazar ancianos, en el primer día de campaña electoral.

Anuncios
Published in: on agosto 7, 2011 at 17:21  Comments (4)  
Tags: , , , , ,